El portón trasero facilita la carga de objetos en un maletero de 400 litros de capacidad, una buena cifra para un coche de su estilo y que además se puede ampliar fácilmente abatiendo los asientos posteriores, incluso de forma asimétrica en un 60/40. Dispone de un nuevo monocasco BFI, que mejora tanto la estabilidad como la robustez del conjunto. Chevrolet ofrecerá más información técnica sobre el vehículo durante su presentación en el salón francés.